Los mitos de la autoedición creados para asustar a escritores

mitos-autoedicion-para-asustar-escritores-portada
Mitos de autoedición para asustar a escritores

«Nene, que viene el coco», dicen padres a sus hijos. Es el mismo tono que usan algunos actores del sector editorial con la autoedición de libros. Para muchos es el caramelo a la puerta de un colegio, pero este caramelo es totalmente saludable y recomendable si se gestiona bien, aunque es verdad que hay que ir con cuidado.

La autopublicación está llena de mitos a su alrededor. Existe una leyenda urbana en torno a esta forma de publicación. Nosotros pensamos que la autoedición tienes sus ventajas e incovenientes para el autor, pero salvo que no seas un autor muy muy conocido, las ventajas son mucho más importantes y una vía con las mismas posibilidades que la edición tradicional para algún día poder ser un escritor de prestigio que pueda llegar a publicar un libro que llegue a las listas de los libros más vendidos.

Vamos a intentar desmentir los mitos de la autoedición:

Escasa calidad de las obras

Hay libros de autoedición buenos y o otros no tan buenos, eso ocurre como en la edición tradicional. De hecho podemos hacer una pregunta ¿Qué es un libro bueno? Editoriales como Exlibric apuestan por una autoedición de calidad con revisiones de estilo y sugerencias al autor, con maquetadores e ilustradores profesionales para intentar garantizar la calidad de los trabajos.

Los libros autoeditados están llenos de faltas de ortografía

Puede que haya plataformas de autoedición que publiquen los manuscritos de forma automatizada tal y como las envía el autor, pero la mayoría de las editoriales apuesta por la corrección, se le dedica tiempo y en el caso de nuestra editorial el servicio de corrección ortotipográfica es obligatorio para publicar una obra de autoedición.

Los libros de autoedición no se venden

El panorama literario ha cambiado y ha igualado en gran medida en el mercado los libros de autoedición con los de edición convencional. La venta a través de internet, las redes sociales, los blogs literarios y medios como la impresión bajo demanda hacen que estos libros estén al alcance de todo el mundo y libros de autoedición se cuelan también entre los más vendidos. En nuestro caso se han llegado a vender más de 500 ejemplares en una única presentación y a eso ha sucedido numerosas reimpresiones.

La autoedición supone una gran inversión inicial para el autor

Es también un error. Es verdad que hay que poner un dinero para la primera tirada, pero eso se ha minimizado, en el caso de nuestra editorial no hay cantidades mínimas para la primera impresión, el primer presupuesto se ajusta a su bolsillo y la inversión inicial siempre se suele recuperar de forma rápida.

Si te quedas sin ejemplares tienes que volver a invertir para vender más

Otro error importante, en primer lugar porque si el autor pide más ejemplares el gasto de maquetación, corrección, diseño y marketing ya está realizado y solo se pagaría la impresión, pero además se puede seguir funcionando con impresión bajo demanda, se vende un libro y se imprime cuando se produce el pedido sin tener que invertir nada.

Lejos de los mitos: Ventajas de la autoedición

Además de que los mitos anteriores son erróneos, la autoedición tiene una serie de ventajas frente a la edición tradicional:

  • Mayor porcentaje de beneficios. El porcentaje de regalía con una editorial convencional para el autor no supera el 10%, con la autoedición estará marcado por lo que el propio autor quiera en función del precio que le ponga a la obra, siempre hablaremos de márgenes mucho más altos.
  • Desaparecen intermediarios. La figura del agente literario o del distribuidor convencional podrán dejar de existir y también su parte del beneficio de la venta.
  • Control absoluto del producto final por parte del autor. Se creará un producto en base a sus gustos y necesidades.
  • Distribución más ajustada a objetivos. Se evitan que se distribuyan libros de los que se pierdan el control y que queden cogiendo polvo en almacenes.
  • Rapidez. El proceso de autoedición acorta los plazos frente a la edición tradicional, tanto en la publicación como en el reparto de beneficios.
  • Venta online. Ya lo hemos dicho anteriormente, la posibilidad de venta online ha abierto una dimensión universal al libro autoeditado que podrá estar en cualquier gran cadena de librerías por esta vía.
  • Tu libro nunca se agotará. La autoedición permite la fórmula de impresión bajo demanda, eso hace que esté en un catálogo inagotable, será siempre un título vivo aunque pase el tiempo.
  • Podrás retirar tu libro del mercado cuando lo desees. Puede que optes en algún momento por cualquier causa por retirar tu libro del mercado, eso es posible con la autoedición, ya que tú controlas el proceso sin intermediarios.
  • Mayor transparencia. Aunque las editoriales convencionales ofrecen números a sus autores, lo hace cada grandes periodos de tiempo, la autoedición minimiza estos periodos, el autor está informado de las ventas que se producen y hace el proceso mucho más transparente.

En Exlibric confiamos en la autoedición y tenemos casos de éxito. No buscamos ser una competencia a la edición tradicional, de hecho pensamos que son dos formas de trabajo paralelas y complementarias que deben convivir en el mercado editorial. Lo que sí hacemos es facilitarte nuestros servicios de autoedición para que sepas lo que ofrecemos.

Publicado en Blog

1 Comment

  1. María Eugenia dice:

    Me parece muy muy interesante

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *