fbpx

Como factura un escritor su libro sin ser autónomo

Obligaciones fiscales para escritores

Publicar tu libro es solo el primer paso, después llegan las ventas de la obra. Y, como de todo ingreso que reciba una persona, Hacienda está al tanto del mismo. Los autores también están sometidos a control fiscal y los escritores han de pagar los correspondientes impuestos derivados de estos rendimientos económicos. Estar al tanto de estas obligaciones es importante pare cumplir con las mismas.

¿Cómo es la fiscalidad del escritor? ¿Cuáles son sus obligaciones con Hacienda? ¿Qué impuestos tienen que pagar los autores? ¿Cómo tiene que tributar un escritor con hacienda? En ExLibric vamos a contestar a estas preguntas para que en ningún momento tengas dudas al respecto y, lo más importante, que no te lleves malas sorpresas en este sentido.

Índice del artículo
¿Qué impuestos paga un escritor en España?
¿Se puede vender libros sin ser autónomo?
¿Cuándo debe darse de alta un escritor como autónomo?
¿Es compatible ser escritor autónomo con un trabajo por cuenta ajena?
¿Puede un escritor jubilado cobrar derechos de autor?
¿Cómo se tributan las ventas de mi libro?
 Fiscalidad por la venta de libros (España)
¿Cuál es el IVA del libro en territorio español?

¿Qué impuestos paga un escritor en España?

Los impuestos que debe pagar un escritor guarda relación con dos aspectos fundamentales: la cantidad de dinero que recibe de los derechos de autor de su libro y el método que haya elegido para la comercialización de la obra. En este punto hay que tener en cuenta el cambio que llegó en 2019 con la aprobación del Estatuto del Artista, que cambió la situación fiscal de los creadores de contenido.

Tal y como indica el Libro en blanco del escritor, el cambio más importante que trajo es el régimen regulatorio fiscal que tenía en cuenta las características del trabajo artístico, un sector que se caracteriza por la intermitencia de los ingresos, la heterogeneidad y la inestabilidad. Hay que tener en cuenta que no todos los autores perciben las mismas cantidades de dinero por las ventas de su obra y no todos viven de las regalías.

De este modo, para saber los impuestos que debe pagar un autor, habrá que atender a su situación profesional y la medida en la que las ventas de sus libros forman parte de sus ingresos:

 

Aplicables a escritores de autoedición y edición tradicional

Escritores profesionales Escritores no profesionales Escritores jubilados
No realizan otra actividad distinta a la escritura, tienen ingresos periódicos y que alcanzan o superan el SMI gracias a las ventas de sus obras Los ingresos de sus ventas no alcanzan el SMI y no suelen ser ingresos habituales. Compaginan su labor de escritor con empleos por cuenta ajena o vinculados con la administración Además de la pensión que cobran por su jubilación, reciben ingresos por la venta de sus libros.

 

Si los derechos de autor proveen  una cantidad igual, o superior, al SMI (Salario Mínimo Interprofesional 965 euros, a fecha de octubre de 2021), las obligaciones fiscales del escritor serán diferentes a las de aquellos que no alcancen esta cifra. En cualquier caso, los ingresos procedentes de este apartado serán tenidos en cuenta como el sueldo que percibe un trabajador.

Eso sí, todo ello siempre y cuando el escritor haya cedido los derechos de distribución y venta a la editorial, o plataforma de publicación. En el caso de que el autor asuma este papel, y sea él quien comercialice sus obras a través de una página web, o un establecimiento propio. En este caso será escritor quien deba hacerse cargo de otras cargas fiscales relacionadas con los ingresos que genere su libro, en concreto del IVA. De esta forma:

Fiscalidad de la venta de libros para un autor:

  • Autores que ceden sus derechos de venta y distribución: Estos autores están exentos de pagar el IVA, será la editorial, o plataforma de venta, quien declare y pague dicho impuesto.
  • Autores que distribuyen y venden sus obras: En estos casos es el autor quien debe declarar y pagar el IVA.

 

¿Se puede vender libros sin ser autónomo?

No es necesario darse se alta como autónomo para vender libros Eso sí, es importante que tengas en cuenta dos aspectos. En primer lugar, la regularidad con la que se perciben los ingresos derivados de las ventas de la obra y, por el otro, la cantidad de dinero percibida. Estos dos detalles serán los que determinen cuándo es pertinente.

¿Cuándo debe darse de alta un escritor como autónomo?

El Estatuto del Artista, aprobado en 2019, reconoce que la actividad económica del creador de contenidos está marcada por la inestabilidad. Esto quiere decir que no todos los meses se perciben los mismos ingresos, de hecho es habitual incluso que haya periodos en los que algunos escritores no vendan libros.

Condiciones fiscales para escritores

Obligaciones fiscales para un escritor autónomo

Por ello, te recomendamos, que si no percibes ingresos regulares por las ventas de tu libro, no te des de alta como autónomo. Ya que en este caso no se considera que la fiscalidad del escritor se relacione con una actividad económica literaria. En otras palabras, no se puede considerar que la profesión de un autor sea la venta de ejemplares hasta que la percepción e dinero, a través de esta vía, sea habitual.

Tampoco será necesario darse de alta como autónomo si los ingresos por ventas del libro NO igualan, O SUPERAN al Salario Mínimo Interprofesional, (recordemos, 965 euros, a fecha de octubre de 2021).

¿Es compatible ser escritor autónomo con un trabajo por cuenta ajena?

Si, cualquier persona puede mantener un trabajo por cuenta ajena, o mantener una relación laboral con la Administración, y percibir ingresos derivados de la venta de los libros. Simplemente hay que tener en cuenta si el dinero que se ingrese gracias a esta actividad económica es igual, o superior, al Salario Mínimo Interprofesional. En este caso, será necesario que el escritor se dé de alta como autónomo.

¿Puede un escritor jubilado cobrar derechos de autor?

La aprobación del Real Decreto 302/2019, de 26 de abril indica que cualquier jubilado puede cobrar su pensión y, al mismo tiempo, la cuantía correspondiente a sus derechos de autor. “con el fin de evitar que el creador deba elegir entre percibir su pensión de jubilación del sistema de la Seguridad Social o continuar con su actividad de creación artística, se regula, con fundamento en el apartado 1 del artículo 213 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, aprobado por el Real Decreto Legislativo 8/2015, de 30 de octubre, la compatibilidad entre la percepción de la pensión contributiva de jubilación del sistema de la Seguridad Social y los ingresos obtenidos por la realización de cualquier actividad de creación artística que genere derechos de propiedad intelectual”.

Antes de la aprobación de esta norma era necesario que los escritores jubilados decidieran qué fuente de ingresos preferían. Ahora, siempre y cuando estas personas no desarrollen un trabajo por cuenta ajena, o por cuenta propia que diera lugar a su inclusión en el campo de aplicación del Régimen General o de alguno de los regímenes especiales de la Seguridad Social, ambas prestaciones son compatibles.

Pueden cobrar pensión y derechos de autor si:

  • No realizan otros trabajos por cuenta ajena, o por cuenta propia
  • No realizan actividad económica que de lugar a su inclusión en alguno de los regímenes dela Seguridad Social

¿Cómo se tributan las ventas de mi libro?

Para saber cómo tributar las ventas obtenidas por un libro, y atender a las obligaciones fiscales que Hacienda impone a los escritores, es necesario tener en cuenta diversos escenarios como la frecuencia con la que se obtienen los ingresos, la cantidad que estos suponen y la cesión de los derechos que cada autor haya hecho en relación a su obra.

Fiscalidad por la venta de libros (Declaración a Hacienda España)

Para saber cómo deben tributarse los ingresos de un libro, el escritor debe valorar si percibe dinero de forma habitual como parte de los derechos de autor. También debe tenerse en cuenta si el total obtenido mediante esta vía es igual, o superior, al Salario Mínimo Interprofesional.

En caso contrario, que los ingresos derivados de la venta de un libro no sean regulares, o no alcancen la cantidad del Salario Mínimo Interprofesional, el escritor puede tributar estas cantidades como rendimientos de actividades económicas.

Pero sí los ingresos que generan las ventas del libro son habituales igualan, o superan, el Salario Mínimo Interprofesional, será necesario darse de alta como autónomo ya que Hacienda entiende que existe una renta básica en estos escritores, por lo que tendrán que cumplir con ciertas obligaciones fiscales derivadas de esta situación:

  1. Pago del IRPF: En el caso de los trabajadores autónomos , existen dos formas de pagar el Impuesto sobre la Reta de las Personas Físicas, IRPF:
    • Estimación objetiva. También conocida como estimación por Módulos y que conlleva la presentación del modelo 131 de pago fraccionado del IRPF (cuatro pagos trimestrales)
    • Estimación directa. En este caso el modelo a presentar es el 130 y se realiza un cálculo directo sobre el resultado de la actividad. Se trata de una declaración trimestral en la que se tiene en cuenta la diferencia entre ingresos y gastos. Hay dos subtipos: normal (autónomos que facturen más de 600.000 euros anuales) y simplificada (autónomos que facturen menos de 600.000 euros anuales.
  2. IVA. En este caso, el pago del IVA: Correspondería a los autores que se hayan reservado los derechos de comercialización de su libro. En el caso de las obras literarias se aplica el superreducido (4%).

¿Cuál es el IVA del libro en territorio español?

IVA aplicado al libro por la venta de un libro

Desde el 23 de abril de 2020 el IVA de los libros, tano físicos como digitales es del 4%. Así lo indica el Real Decreto-ley 15/2020, de 21 de abril, de medidas urgentes complementarias para apoyar la economía y el empleo.

Así queda redactado:

«Los libros, periódicos y revistas digitales, a través de una disposición final se reduce al 4 por ciento el tipo impositivo aplicable a los mismos, a la vez que se elimina la discriminación existente en materia de tipos impositivos entre el libro físico y el libro electrónico.»

Se entenderá que los libros, periódicos y revistas contienen fundamentalmente publicidad cuando más del 90 por ciento de los ingresos que proporcionen a su editor se obtengan por este concepto”.

Publicado en Blog, Publicar

5 Comments

  1. José Manuel Misea Rubio dice:

    Muy interesante el contenido.

  2. Albert dice:

    Los pensionistas podemos cobrar derechos de autor sin límite de importe, o no ouede superar el SMI?

  3. Fran silva dice:

    Me repercute algo en mi pensión tener una gran invalidez,publicar un libro por una editorial, y donar todas las ganancias.Gracias

  4. Mónica dice:

    Llevo tiempo indagando sobre este asunto y es la primera vez que me queda todo claro. ¡Por fin! ¡Mil gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *