Extracto de mi autorretrato.

Soy de un lugar

Situado al principio de mis recuerdos;

soy de una noche con candil

y de un libro de cuentos.

Soy de los trigales verdes

salpicados de rojas amapolas;

soy del miedo a la soledad

y la imperiosa necesidad de estar conmigo a solas.

Soy de jugar sin juguetes

y de correr por caminos de barro;

soy del miedo a las alturas

y, aun así, subir siempre al cerro más alto.

Soy la noche y el día,

el sol y la luna;

soy río y desierto,

el mar en calma unas veces,

y algunas, solo algunas, soy como el mar en invierno:

agitado, enfurecido, espumado…

chocando contra las rocas violento.

Soy todo y soy nada…

Soy a veces la cordura

y, más veces de las que quisiera,

soy el alma de la locura.

Soy el que grita y el que calla,

un poco la brisa y un poco el viento;

soy el ruido y el silencio,

el nublado más oscuro

y el rayo de sol que calienta la playa.

Soy todo y soy nada.

Y a veces me pregunto:

¿Por qué los vientos me arrastran

si yo creía que estaba firme

y que los vientos controlaba?

¿Y por qué me siento tan solo

Cuando tu voz no me llama?

Contigo soy todo, sin ti no soy nada.

Publicado en Blogs de autores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *