fbpx

Sé hablar por escrito 

Mi voz es la pluma. Mi latido, la tinta, y, como testigo, el papel.

Tengo emociones a flor de piel que plasmo en una hoja en blanco. Tengo un sueño entre los dedos y mi corazón se expande al cargarse de tinta en su sístole, y deja que me relaje en su diástole. Su movimiento me prepara para compartir contigo lo que la emoción me susurra al oído, lo que me eriza la piel, y te cuento historias que mi alma guarda con mimo.

Sé hablar por escrito y traducir silencios. 

He ahogado penas en suspiros y letras.

Ahora riego sueños y alegrías en vino blanco en el estío y en tinto cuando estoy a solas o cuando hace frío.

He decidido no ser cero a la izquierda, sino aportar algo de emoción a tus ratitos de lectura o hacerte compañía, a través de pensamientos compartidos y algo de calor con mis letras.

Soy adicta a la cafeína y la convierto en escritos cuando cae la noche o vienen las musas de visita. Vacío el cargador de emociones, esas que esperan ser liberadas, y entre la música que me nace del corazón, sonrisas de ilusión, lágrimas de tristeza, algo de melancolía, mis premios o mis balas se transforman por escrito en palabras.

He borrado el «ojalá» de mi vocabulario; es un aguafiestas, la espera inútil que te deja en el sillón y no liga con la acción.

El «así será» pasa a tomar su lugar y el «aquí está» cuando toque celebrar si lo he conseguido.

Y, si estás leyendo esto, es que eso ha ocurrido.

Gracias por leerme. Gracias por acompañarme en mi nuevo camino.

 

Publicado en Blogs de autores
Teba Martín Suárez
Teba Martín Suárez
Teba Martín Suárez. Nacida un 9 de junio en Las Palmas de Gran Canaria, esta mujer de mente inquieta y curiosidad en vena descubrió desde muy joven que lo suyo eran las letras, y su formación, tanto académica como autodidacta, siempre ha sido en torno a ellas. Amante de la literatura y melómana, cree en la magia de la imaginación y en el poder de las palabras. Escribir es su manera de expresar y transmitir tanto lo que nace de su lado creativo como la realidad misma. Parte de lo que hasta ahora solo compartía con un círculo muy reducido de su confianza hoy ve la luz en su primer libro. Ella ya sabía el «qué» quería en la vida y ahora ha descubierto el «cómo» lograrlo.

2 Comments

  1. Manuel Martínez Santana dice:

    Cada palabra, cada letra en el sitio correcto permite transmitir emociones sin distorsión. Excelente, Teba. FELICIDADES por esta iniciativa.

  2. Teba dice:

    ¡Muchísimas gracias! Me alegro de que llegue lo que quiero transmitir, y si es posible, ayudar a quien lo lea a ver que las emociones deben expresarse siempre. Gracias por tu comentario 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *