fbpx

Ensoñando, no moverse ¡

Una cuestión importando a la hora de meternos en la cama y ensoñar, es el adoptar la postura correcta. Esta es la del bebe, sobre el lado derecho para los hombre y el izquierdo para las mujeres. A demás hay que inmovilizarla postura, o sea estar en esta postura sin moverse un ápice y en una aptitud de observar los contenidos que empiezan a formarse, hasta el instante en el que nos dejamos jalar por el sueño y, adentrase en el mundo del Nahual.

Al igual que en la meditación, en el ensueño la inmovilización es un factor decisivo para desconectar el consciente corporal, y despertar la consciencia del cuerpo energético, que junto con la consciencia darán un salto cuántico a la dimensión del ensueño.

La inmovilización del cuerpo procura que la energía de traslade del cuerpo físico al cuerpo energético, procurando así mismo que la la consciencia se transforme, despertando la atención consciente, que en el ensueño se le conoce como la consciencia de ensoñador, y en la meditación, la mente testigo.

Leer mas https://www.exlibric.com/producto/atencion-consciente/

Publicado en Blogs de autores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *